Washington, (EFE News) El anuncio del presidente Donald Trump de que había instado a frenar el número de test del coronavirus ha provocado estupefacción y críticas frontales en el país en un momento en el que los casos vuelven a repuntar y el número de fallecidos roza los 120.000.

“Los test son arma de doble filo. Cuando realizas tantos test, vas a encontrar más gente, vas a encontrar más casos. Así que le dije a mi gente: ‘Frenen los test, por favor”, dijo Trump el sábado en un acto electoral en Tulsa (Oklahoma), el primero desde la llegada de la pandemia en EE.UU. en marzo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here